Teatro

A puerta cerrada

de Jean Paul Sastre

Dirección general y puesta en escena Alejandro Magnone

por Susana Weingast

Abril 2009

 

 

“A puerta Cerrada” de Jean Paul Sastre, con traducción original de Alfonso Sastre, con la dirección general y puesta en escena Alejandro Magnone se representa en el Teatro del Artefacto, de la ciudad de Buenos Aires, Argentina. 

La acción transcurre en un espacio único, donde tres personajes (dos mujeres y un hombre) se encuentran después de su muerte. Un inconspicuo camarero que es, al mismo tiempo, una posibilidad y un impedimento, será la conexión de los tres personajes con el mundo exterior.  

Llegan al infierno con vicios, sus obsesiones, sus miedos y sus deseos y establecen las mismas relaciones entre ellos que mantenían en vida con sus semejantes, convirtiéndose en verdugos recíprocos para toda la eternidad y  en su encierro no demorarán en confrontarse unos con otros y en revelar sus faltas y sus pasados. 

La muerte en sí es estar rodeado por la eterna preocupación de los juicios y de los actos que uno no quiere cambiar, sin embargo sus pasiones siguen intactas. 

El vestuario de Mercedes Arturo no ubica perfectamente en1945, època en que se escribio la obra, aunque el conflicto es ateporal y universal.

Maquillaje y peinado de Constanza Pescio, el diseño de luces: Sergio D'Angelo, la escenografía de Julieta Potenze, la coreografía de Luciana Prato y la música: Fernando Giusiano. 

Actores por orden de aparición son Alejandra Vicco, (Camarera) Alejandro Zanga, ( José García) Analía Malvido ( Inés Serrano)y Sylvia Tavcar, ( Estelle Rigaud). 

 Sartre dijo:”Quise mostrar por el absurdo la importancia que tiene en nosotros la libertad. No importa cual es el círculo infernal en el cual vivimos, creo que somos libres para quebrarlo. Y si la gente no lo quiebra, es que también libremente permanece en él. De tal modo, se meten libremente en el infierno”. 

Requiere valentía montar una obra clásica reciente sobre un tema al que los seres humanos solemos ser renuentes.  

El autor, desde su perspectiva filosófica, destruye esta idea de infierno de la cultura occidental y presenta un infierno diferente, con el significado del pecado y su correspondiente sanción, en un marco no realista mezclado con lo onírico nos ubica en una cantidad de emoción y acciones plagadas de  conflictos. 

 A veces son cierto temas son tratados con humor negro que, lejos de alivianar el conflicto, lo pone más en evidencia.

Sobre las actuaciones podría decirte que son muy parejas y creíbles. Se disfruta de cada personaje y se ve el perfil psicológico creado en cada caso... haciendo que el espectador y hace que el espectador se plantee temas filosóficos como la nada, el todo, el castigo, la muerte y nos indaga a través de tres personajes, una estatua, un timbre, un cortapapeles y una puerta... cerrada.©

 Susana Weingast

swartex@gmail.com

info@artexpresion.com

*********  

Copyright© 2009 – El copyright pertenece a Susana Weingast.

Todos los derechos reservados.

Permitida su reproducción parcial o total, sólo con el nombre de su autora y su correspondiente aviso a la misma    

 

© Fotos Cortesía: Te Hago La Prensa

www.tehagolaprensa.com.ar

 


 

 

 Index

 

Al indice Criticas y Comentarios

 

info@artexpresion.com